LUGANO, Suiza, June 6, 2017 /PRNewswire/ —

En un destacado paso por terminar con las falsificaciones en el arte, Artentika (Pty) Ltd, una empresa de nueva creación de Sudáfrica controlada por intereses suizos, anuncia que acaba de poner al día las patentes de dos revolucionarias tecnologías desarrolladas para determinar si un objet d’art es auténtico.

     (Logo: http://mma.prnewswire.com/media/519493/Artentika_Logo.jpg )

Según explicó el consejero delegado de Artentika, Albertus Geldenhuys: «Nuestros inventos usan o bien la tecnología cuántica o el ADN, combinados con otras técnicas, para producir una representación compuesta del trabajo. La interacción del artista con sus herramientas y materiales consigue un rendimiento de ‘huellas dactilares’ diferenciadoras; cuando se añade la composición molecular de los materiales, se obtiene un ‘artomatrix™’ único de múltiples factores que es imposible replicar».

Geldenhuys y su equipo cuentan con décadas de experiencia en biométrica de huellas dactilares en grandes sistemas forenses e instalaciones de control de acceso, habiéndolas desplegado en entornos del tercer mundo y de alta tecnología. «Gracias a nuestra capacidad única para extraer datos útiles de las huellas dactilares virtualmente indetectables, la FIFA – a través de una compañía asociada – nos eligió para instalar un sistema de control de acceso de huellas dactilares en su oficina principal de Zurich«, comentó Geldenhuys. Suscitado igualmente por la tecnología cuántica, Geldenhuys co-inventó y patentó varias tecnologías de autenticación de objetos y humanos. «A pesar de ello, hace cuatro años la identificación de huellas dactilares automatizada fue la que nos llevó a la investigación de un Automated Art Authentication System (AAAS)™,» explicó.

Artentika hace uso de los dispositivos portátiles para permitir la recolección de datos en el campo. Geldenhuys destacó: «Es oneroso y caro transferir un cuadro desde una residencia, oficina o depósito aduanero hasta un laboratorio, y siempre existe el riesgo de daño, robo o sustitución. Si decidimos una ruta cuántica, utilizamos un dispositivo multifuncional del tamaño de una maleta. Escanearlo lleva menos de 4 minutos. Posteriormente, creamos una base de datos de referencia para el escaneado de diferentes trabajos del mismo artista, y comparamos el trabajo bajo investigación en esta base de datos. Emitimos un informe en 24 horas. Si es necesario utilizar ADN, por ejemplo, cuando no existen trabajos adicionales o son inaccesibles, el proceso lleva más tiempo y podría necesitar de días o incluso meses».

El Swiss Art Authentication Service de Artentika estará disponible ya este otoño. Aparte de los coleccionistas, la compañía anticipa que sus clientes sean museos, casas de subastas, instituciones financieras, compañías de seguros y agencias gubernamentales. «Estamos buscando resolver algunos de los misterios más intrigantes del arte a nivel mundial», concluyó Geldenhuys.

http://www.artentika.art